“De que estoy hecho…Mi biografía”

Tusabiasques.com

Mi nombre es Ramiro Rodriguez Guzman, nací el 31 de mayo del 1986 en Jaimanita Playa, dice mi madre que llegue envuelto en un zurrón, y justamente 6 meses de haber yo nacido, mi padre se separó de madre, y como es lógico también de mi.

Suscríbete al blog, y recibe las notificaciones vía correo.

Mi padre era un hombre de 33 años cuando conoció a mi madre, él ya había tenido muchas experiencias con otras mujeres, era natal de Santiago de Cuba, y tenía varios hijos.

Mi madre era una joven de 18 años cuando le conoció, ella estaba haciendo una carrera militar, precisamente donde él trabajaba, allí se conocieron, ellos se casaron, y poco tiempo después nací yo.

Escuche cuando era niño que al separase mis padres notara vida se tornó difícil, pues mi madre no regreso a su familia, desconozco las razones, creo que existía un descontento de aquella unión, y esta es la razón por la cual ella no regreso.

Escuche en muchas ocaciones que fuimos ayudados de muchas personas, pero en especial de un hombre llamado Jose, el cual era bodeguero, y Masón.

Tengo muchos recuerdos de niño, todos buenos, excepto unos pocos, pero si algo no puedo recordar es fechas, solo a partir del año 1993 es que tengo recuerdos con fechas, y creo que se debe al comenzó de la es escuela, y el aprendizaje de los números.

Recuerdo que solía ser muy tímido de pequeño, que fácilmente me doblega a los deseosos de otros, no me gustaban las peleas, y era muy obediente. De chico era muy cociente del peligro, por ejemplo disfrutaba plenamente del mar, pero no dejaba de respetarlo y solía tener mucho cuidado, hice muchas locuras pero, siempre consciente de que podían salir o mal. Cuando pienso en mi niñez ahora, me doy cuanta que pudo haber sido terrible y no lo fue, creo que fui un niño feliz, y a la ves muy protegido aunque no no se mamá, ni de papá.

Aprendí a nadar siendo muy pequeño, recuerdo que mi padre un día dedicó una tarde a enseñarme, creo que él no tenía buena metodología, no aprendí, y una ves me aventuré con un amigo a visitar una playa cercana a la nuestra, el Marcelo, hay un muro que rodea todo el lugar de baño, y mi amigo me empujo al agua, y yo sin saber nadar fui redactado por un primo suyo el cual nado hasta a mi, me coloco en una pequeña piedra que estaba debajo de sus pies, y regreso nuevamente a donde su novia, imaginan?, creo que estaban haciendo el amor cuando comencé a gritar por ayuda, jajajajajaja. En en esa piedra donde el agua me daba al cuello, la situación me obligó a aprender a relajarme, y a dar mis primeros pasos en el nado, hasta que el primo del amigo termino su terapia sexual, y me sacó del agua, subiéndome otra ves al muro. Ese lugar se convirtió en uno de mis favoritos para nadar, y donde conocí teóricamente la sexualidad.

Cuando hablo de niñez sierpe hago mención al hecho de haber sido feliz, y creo que esto se debió a vivir mi vida al máximo, nunca tuve un padre que me corrigiera, regañaran, en fin me sentía libre, mi madre por otro lado, era lo mismo, pero eso trajo consigo que todo lo que aprendí, lo conocí en la calle, en compañía de mis amigos de la infancia, no en casa.

La ausencia de mi padre, y él no sentir amor de mi madre, era algo que se compensaba con el hecho de regresar de la escuela, colgar el uniforme en un perchero, salir al portal, coger mi tabla de surf, un pleivo tallado, que déjala en el techo del portal, y salir a mis deseos infinitos de vivir, a sumergirme entre las olas del mar.

Cuando hablo de esto, no siento nada que no sea tristeza por la vida mi madre, ella tomó la decisión de unirse con la persona no correcta sin pensar en nada, creo que ella si era infeliz, que se sentía sola, nunca recuerdo verla verla sonreír en casa, o sentir lo que vemos en películas cuando se habla de la familia, nada de eso, creo que ella fue una víctima como las tantas que existen en esta vida. Hoy puedo comprender que sociológicamente, ella podía verme por ese tiempo, más que como su hijo, como él sucesor del hombre que destrozó su juventud, y que esto la llevara a en diferentes etapas de la vida a alejarse de mi, así lo entiendo desde hace mucho tiempo, creo que esto le sucedió a ella.

De papá recuerdo, cuando me subía al borde la piscina que había en su casa, me sacaba mi pequeñito pene y me ponía orinar de forma tal que el chorrillo sobrepasara mi cabeza, el reía de esto, y su instrucción no era otra que la mujer, el no hablaba de otra cosa, era un hombre muy promiscuo, eso lo llevo a la prision, Violo una joven hija de la patria, creo que era huérfana, desde muy joven he vivido con esa vergüenza. Él era un hombre no muy agradable para las personas, yo podía verlo desde que era un niño, nunca supe que pensaba de la vida, como pensaba, como dormía, o algo que identificara a un hijo con su padre.

Pero yo era feliz, y aunque la pareja de mi madre por ese entonces tampoco me daba amor, yo encontraba el amor en cada juego, cada ola, cada noche de escondidos con mis amigos, cada carrera para ver quien era más veloz, mientas me bañaba en cada aguacero que caía del cielo, en cada pesca, en cada música que tocaba con mis pequeños amigos, en cada baile en la discoteca del Marcelo, 3 pesos y llegaba a casa listo para la cama de la cantidad de energía que gastaba bailando, siendo feliz, aveces me colaba en la disco, no pagaba y entraba que vida!!!, era un niño extremadamente feliz, y creo que Dios me permitió vivir cada una de esas cosas, para no sufrir, el siempre estuvo conmigo, Gracias.

Mi biografía 1

Entradas variadas.

La pareja.

El Caballero Negro.